14 enero 2010

Ferrari Enzo Gemballa MIG-U1


El Ferrari Enzo es un superdeportivo el cual fue producido entre los años 2002 y 2004, tan solo se construyeron 400 unidades.


Al menos 17 unidades de las 400 fabricadas sufrieron accidentes graves, posiblemente debido a sus altas prestaciones, o también porque algunos propietarios no consiguen controlar el vehículo a altas velocidades.


Así que si todavía tienes un Ferrari Enzo y te apetece tunearlo, el preparador alemán Gemballa te invita a ello eso si sabiendo que el precio actual de tu coche es de unos 700.000 dólares, y que tienes uno de los coches mas míticos de la historia, yo la verdad es que me quedo con el original, pero es que cuando se tiene dinero se pierde la cabeza.


Del Gemballa MIG-01 se producirán un total de 25 unidades, muchas teniendo en cuenta que del Ferrari Enzo tan solo se han producido 499 unidades, y que algunas de ellas ya han pasado a mejor vida. El preparador alemán asegura además que ninguna de las 25 unidades serán exactamente iguales.


La aerodinámica ha sido uno de los aspectos más trabajados en el Gemballa MIG-01. En espoiler delantero genera 35 kilos de fuerza para que el eje delantero está siempre bien pegado al suelo, mientras que en la trasera esta fuerza pasa a ser de 85 kilos.


El alerón posterior es retráctil, para que cuando el coche baja de 120 kilómetros por hora la presión aerodinámica se reduzca. Otro punto importante es el sistema de refrigeración de la mecánica. Además de la entrada de aire situada sobre el techo, que permite refrigerar el motor, también sobre las ruedas hay entradas de aire para optimizar la ventilación del sistema de frenado.


Pero el Gemballa MIG-U1 también tiene ayudas para su uso a diario, ya que pulsando un botón situado delante del asiento del copiloto, la carrocería se eleva 45 milímetros, de forma que es más fácil pasar badenes, entrar en aparcamientos y otras maniobras cotidianas difíciles de llevar a cabo con el Ferrari Enzo original. El coche vuelva a su posición original en cuanto pasamos de 80 kilómetros por hora o volviendo a pulsar el botón.


Como ya decíamos la primera vez que lo vimos, las llantas son auténticas obras de arte. Se llaman Gemballa GTR Racing y reducen el peso suspendido en cada una de las ruedas con respecto a las originales del Ferrari Enzo. En cuanto a las medidas de estas, son de 10×19 pulgadas en el eje delantero, dónde montan neumáticos en medidas 265/35. En la trasera, 13×20 pulgadas con “pepinos” de ruedas de 335/30.

El motor sigue siendo el V12 original, que entrega 700 caballos de potencia. El sistema de escape se ha modificado, estando ahora las salidas de los mismos en los extremos traseros de la carrocería.


Por último, decir que la pantalla táctil de siete pulgadas del interior esconde un completo sistema multimedia con navegador, cargador de DVD y conexión para el iPod. El equipo de música tiene 950 watios de potencia, más si cabe que el motor V12. En las puertas se han integrado altavoces de grandes dimensiones y entre los asientos está el subwoofer.


Así es la última creación de Gemballa, una preparación que está destinada a aquellos que gustan de gustar el rizo, ya que si ya de por si es complicado tener un Ferrari Enzo, más lo es atreverse a dejarlo en manos de un preparador que cambie tan radicalmente el aspecto de uno de los coches que entrarán por la puerta grande del automovilismo.








Fuente
Publicar un comentario

About Us

Recent

Random